Creencias

Del cielo caerán, ya vienen

Las herencias suelen ser un gran aprendizaje cuando volvemos a ellas y renovamos nuestras prácticas, esas que nos conectan con un mundo, con un entorno, que nos pertenece y por lo mismo, debe respetarse y tratarse con cariño.

El agua sigue siendo sagrada, escurridiza lluvia que llegas y te anuncia el zorzal, el chihuaco que al final de la tempestad llenará su buche con los gusanos que arroje la tierra. Él es un anunciador nato, como tantos otros – la gente sabe hacia dónde mirar y en qué momento- para divisar el aguacero. Después de una sequía, extrema, la emoción será mayor.

Continue reading